Futuro Linux




Ahora Futuro Linux está en futurolinux.com



29 marzo 2006
  Las sandalias y las coletas paralizan a Linux
Esto es lo que dice Peter Quinn, que fue el responsable de IT de Massachussets que tomó la decisión de adoptar como estándar el formato OpenDocument en la administración del Estado.

Dice más cosas interesantes, así que leeros el artículo completo, pero me gustaría comentar los de las sandalias y las coletas:

He pointed to the "sandal and ponytail set" as detracting from the business-ready appearance of open-source technology and blamed the developers for the inertia for business Linux adoption.

"Open source has an unprofessional appearance, and the community needs to be more business savvy in order to start to make inroads in areas traditionally dominated by commercial software vendors. [Having] a face on a project or agenda makes it attractive for politicians [to consider open source]."

He went on to suggest that while the open-source community was slowly beginning to come to terms with the need to dress for success, it was a "huge education process".

Cuando pusimos en marcha Alanta, tanto yo como el comercial visitamos siempre a los clientes con chaqueta y corbata. Fuimos (y siguen siendo) más relajados con los técnicos, a los que habitualmente sólo pedíamos una correcta higiene personal (no, no se puede dar por hecho). Sólo con algún cliente concreto (el Ministerio del Interior) pedimos a algún técnico que se pusiera corbata. De hecho, ha habido técnicos con piercings y con coleta, aunque nadie especialmente "llamativo".

El motivo de presentarnos con las corbatas por delante para mí era obvio: éramos una empresa minúscula, recién creada, y que vendía algo muy raro. Con lo cual, el primer obstáculo a vencer era la falta de confianza. Si tu apariencia es "formal", ya tienes un problema menos. Luego el técnico puede ser más "original", porque el cliente ya sabe que hay alguien serio que se responsabiliza.

Alguna vez comentamos este tema con otros "colegas", y algunos coincidíamos en que la imagen de algunos asistentes a los congresos de Hispalinux no era la más adecuada para que un empresario decidiera hacer una inversión e implantar software libre en su empresa.

Puedes apostar, por supuesto, por ir de "moderno". Hacerte un corte de pelo original, ponerte unos pantalones anchos y una camiseta con mensaje y llevar el último gadget en el bolsillo. Y seguramente habrá clientes que "compren" el mensaje de "lo que yo te vendo es lo último porque yo estoy al día".

Pero a la inmensa mayoría de clientes les cuesta mucho ganar el dinero, y todavía más separarse de él. Huyen de los experimentos y de las novedades como los gatos del agua. Así que si puedes reducir su incertidumbre y que lo único "radical" de tu oferta sea el software que propones, tendrás ya un buen camino recorrido.
 
27 marzo 2006
  Software libre en la oficina (I)
El gigante azul, continuando con su política de apoyo al software libre, ha decidido comenzar a migrar los escritorios de sus empleados a linux. Como decía recientemente Borja la sustitución de escritorios basados en Microsoft Windows por escritorios basados en GNU-linux puede suponer a una compañía del tamaño de IBM un ahorro anual de millones de dólares en licencias.

Si bien en el mercado de servidores linux tiene ya una cuota importantísima, en PCs de oficina la supremacía de los productos Windows es abrumadora y es que, evidentemente, el cambio no es sencillo. De hecho hay diversos puntos claves a la hora de optar por alguna de estas dos soluciones. En contra de la alternativa basada en linux nos encontramos con diversos argumentos, extendidos e intuitivos, pero muy discutibles:
Innegablemente la mayor parte de la gente emplea Windows en sus casas pero, a día de hoy, cualquier usuario Windows puede manejarse perfectamente en un entorno de trabajo linux con KDE, konqueror, firefox, evolution, openoffice... Es más, los principales inconvenientes que tiene linux en un entorno doméstico desaparecen en un entorno de oficina ya que los usuarios ya no tienen porque administrar su máquina, instalar programas o añadir hardware. De hecho, generalmente, no deberían poder hacerlo.
El punto principal en este caso es el comprensible miedo de las empresas a quedarse "tirados" pero la realidad es que en el mundo del software libre, especialmente con linux, hay grandes compañías y multitud de empresas dando todo tipo de soporte y servicios. La visión de que el software libre depende del capricho del desarrollador friky de turno para obtener actualizaciones o de una comunidad de adolescentes con mucho tiempo libre para obtener soporte es totalmente irreal.
Sí, aunque son muy pocos los que carecen de una alternativa libre a la altura de las más exigentes necesidades. Desde luego, para cuestiones ofimáticas, las alternativas libres son, como mínimo, igual de potentes y fiables. Para casos más particulares (programas de CAD, GIS, desarrollos propios no portables...) siempre podemos instalar puestos específicos con Windows o, si preferimos mantener el entorno homogéneo, podríamos recurrir a las soluciones de virtualización o ejecución en remoto disponibles para linux.
Igual que cualquier cambio en la versión de Windows o del software ofimático toda migración supone un esfuerzo. Pero este cambio podría integrarse de forma natural en las políticas de mantenimiento de la compañía, realizándose progresivamente esta migración. De hecho, la aparición de Windows Vista y la caducidad del soporte de Windows 2000 en 2010 proporcionará grandes oportunidades de migración a linux en los próximos años.
 
22 marzo 2006
  Ventana de oportunidad para Linux
A cuenta del anuncio de retraso en el lanzamiento de Vista, la nueva versión de Windows, Enrique Dans escribe sobre la oportunidad que esto representa para otros sistemas operativos, es decir Mac OS X y Linux.

Oportunidades para Linux, oportunidades para OpenOffice... ¿las sabremos aprovechar? ¿o tendrá razón Nacho en el comentario que hizo al post anterior?
 
  Office 2007, contratos victorianos y ciudades Linux
Tres noticias:

Office 2007 cambia radicalmente el interfaz de usuario.

Caduca el contrato con Microsoft del Gobierno del Estado de Victoria, en Australia.
Kwangju se convertirá en la "Ciudad Linux"

Para los que no tengan tiempo o ganas de seguir los enlaces, os pongo en antecedentes.

El Ministerio de Información y Comunicaciones de Corea del Sur tiene previsto gastar sólo un millón de dólares (menos de un millón de euros) para que el ayuntamiento de Kwangju se convierta en usuario exclusivo de software libre. Si todo va bien, la experiencia se podrá replicar en otras regiones.

Por el contrario, el Estado de Victoria se ha gastado desde el 2002 casi 50 millones de euros en licencias de productos Windows (Office fundamentalmente). El contrato acaba ahora, así que tienen que decidir si siguen gastando ese dinero, o buscan una alternativa.

Podrían usar, por ejemplo, OpenOffice. Es posible que requiera un esfuerzo para adaptar a los empleados a las diferencias con el paquete ofimático de Microsoft. Pero será un esfuerzo menor que el que debe hacer para adaptarles a la nueva versión de Office. Y en cualquier caso, ya nunca más tendrá que pagar licencias.

Tendrá disponibles esos 50 millones de euros para otras cosas. Y con 50 millones de euros se pueden comprar, por ejemplo, 35 misiles Standard SM-2 III. O 250 camas de hospital, si es que son más necesarias que los misiles. En cualquier caso, siempre será mejor que pagar esos 50 millones por un papel que dice: "Puede usted usar mi software en sus 40.000 ordenadores. Pero sólo con las condiciones que yo impongo. Y sólo en esos 40.000, que si amplía su parque informático volveremos a hablar. Ah, por cierto, le prohíbo que haga ingeniería inversa de mi producto, incluso aunque sólo quiera recuperar el contenido de su trabajo para exportarlo a otro formato."

Para complicar aún más la cosa para la compañía de Redmond, cada vez más Administraciones empiezan a plantearse la necesidad de disponer de la información en formatos abiertos, de manera que sea posible transferirla a otros formatos o soportes. Lo de obligar al ciudadano a adquirir un producto de una compañía privada para comunicarse con ellos, siempre les ha dado igual. Al fin y al cabo el coste lo soporta el ciudadano. Pero tener un problema por no poder recuperar un expediente de hace diez años, eso es otra historia.

Microsoft afirma categóricamente que los que invierten 50 millones de euros en su software ahorran dinero con respecto a los que optan por la vía del software libre. Pero me temo que con la que está cayendo van a tener que hacer esfuerzos cada vez mayores para convencer a los gobiernos de que es mejor gastarse 50 millones de dólares en un papelito de licencia que en 35 misiles o en 250 camas de hospital.

Con lo poco que les gusta a los gobiernos que sean otros los que cobren por licencias e impongan condiciones unilaterales, además.
 
21 marzo 2006
  Linux Media Center (II)
Dentro de las soluciones media center disponibles hay varios proyectos software libre muy interesantes MythTV y Freevo, para Linux, y Media Portal, para Windows. Todos ellos muy avanzados y sin nada que envidiar al media center de Microsoft.

Teniendo en cuenta que estos proyectos vieron la luz varios años antes que el de Microsoft llama mucho la atención que ninguno de ellos haya sido comercializado masivamente. Es cierto que ha habido algunos intentos con mayor o menor éxito pero es evidente que todos ellos responden a pequeñas iniciativas y estan fuera de los grandes mercados. En ningún caso disponen del respaldo de una gran empresa.

Es sorprendente que, a pesar de la apuesta de algunas grandes empresas como IBM o Novell por el software libre, ningún fabricante de productos de entretenimiento haya sacado una solución integrada de media center basada en linux, algo que permitiría utilizar el media center para otras muchas cosas.

Yo, finalmente, disfruto de mi barebone con SuSE 10 y Freevo pero he tenido que tener un especial cuidado con el hardware y confieso que algunas cosas, como la tarjeta de televisión, aún no las he dejado completamente configuradas. No encontré ninguna solución en el mercado que me satisfaciera plenamente.

Existiendo distribuciones como, entre otras muchas, Freevix, Geexbox, KnoopMyth... ¿Porque conformarse con un limitado reproductor KISS (pese a ser probablemente lo mejor del mercado) pudiendo tener uno que se conecte a internet, descargue del emule, nos permita leer el correo, navegar, hacer video conferencia, jugar con emuladores o realizar cualquier otra de las funcionalidades habituales de un PC?



Microsoft ha sabido verlo ¿por que el resto no?
 
18 marzo 2006
  Nadie hablará mañana del software libre
Eso es lo que dice Clay Ryder en este artículo. Copio un fragmento:
file or print services, database, basic management etc, these are all priceless technologies as well. In 1994 the TCP/IP stack and utility business for PCs was probably about a $700 million affair. In 1995, it nearly evaporated when TCP/IP begin to be natively supported in Windows 95. Thus the stack became discreetly priceless when it was bundled into the ubiquitous OS. In many ways, Open Source software is making the same demands on the marketplace—these technologies are priceless, therefore stop trying to make money them, but instead invest those same dollars in adding value on top of the priceless technology. As a result, freely distributable, standards based, basic technology will be a given, let’s innovate on top of it, where the real value, and may I add, margins, will be found.
Básicamente, su tesis es que los servicios básicos serán software libre en unos años, y todos daremos por hecho que es así. Las empresas de software proporcionarán valor añadido utilizando este software como piezas de construcción.

De hecho, ya ha empezado a pasar esto. Cada vez es más frecuente encontrar software especializado, incluso para entornos corporativos, del que sus creadores dicen: "corre sobre Linux, y necesita Apache y Tomcat". Cierto que lo habitual es añadir Oracle a la pila, pero cada vez serán más frecuentes MySQL o PostgreSQL.

Y es que, en el fondo, nadie quiere una pila TCP/IP. Es un elemento necesario, pero si se puede tener gratis nadie se va a molestar en pagar por ello. Y tampoco quiere nadie un servidor web o un servidor de aplicaciones. Son un requisito más para que se funcione la aplicación que realmente nos importa, la que maneja la información de nuestro negocio.

Así que, igual que a nadie se le ocurre ahora destacar que su producto "funciona en redes TCP/IP y está preparado para Internet", porque lo damos por hecho, dentro de no mucho tiempo ningún fabricante de softare dirá "funciona sobre Linux, y necesita Apache, Tomcat y MySQL". Será algo tan obvio que nadie pensará siquiera en decirlo.
 
13 marzo 2006
  La incertidumbre de las puertas traseras
Microsoft ha hecho pública su intención de no colocar puertas traseras en su nuevo sistema operativo Windows Vista. Desmiente así los rumores al respecto de una negociación entre los chicos de Redmond y algunos gobiernos para colocar mecanismos que facilitasen a determinadas agencias estatales el acceso a los datos cifrados por el propio sistema.

Para un fabricante de software como Microsoft colocar puertas traseras en su sistema es sumamente fácil, por el contrario, descubrirlas nos resultaría extremadamente difícil. Esto es debido principalmente al secretismo que envuelve el código de Microsoft. Es cierto que permiten a algunas entidades gubernamentales (en España el CNI) auditar su código pero, precisamente, no son entidades imparciales ni independientes. Estas auditorias son, además, rigurosamente controladas por la gente de Microsoft realizándose los análisis de código únicamente en Seattle y bajo la estricta supervisión de sus técnicos.

Nos encontramos con que la única alternativa frente al oscurantismo de Microsoft pasa por el análisis mediante ingeniería inversa algo que, además de ser tremendamente complicado y costoso, puede dar lugar a desagradables problemas legales.

Por el contrario, como ya hemos visto, la utilización de software libre te facilita la auditoria y control del código. Es cierto que no todos pueden dedicar su tiempo y recursos a auditar sus aplicaciones pero la mera posibilidad de hacerlo, como mínimo, alejaría la escandalosa tentación por parte de los gobiernos de intentar colocar puertas traseras en nuestras aplicaciones.
 
07 marzo 2006
  Linux Media Center (I)
Hace unas semanas se me antojó un reproductor multimedia para conectar a la televisión. Aunque mi PC ya está en el salón es bastante pesado andar tendiendo un cable por el suelo y configurando el maldito tv-out cada vez que queríamos ver algún divx en la televisión, además, si yo no estaba en casa la cuota femenina no se apañaba, así que me puse a buscar que alternativas había disponibles.

Reconozco que me sorprendió la abundante variedad de reproductores disponibles en el mercado: con disco duro, accesibles por usb, con red (incluso inalámbrica), grabador de DVD, sintonizador de TV... Confieso que cuantos más veía más funcionalidades quería que tuviese el mío. Al final buscaba un dispositivo que fuese medianamente estético (so pena de defenestración del mismo por parte de la parienta), no hiciese mucho ruido, fuese fácil de manejar y tuviese mando a distancia, reprodujese cualquier formato, tuviese red, sintonizador de TDT y llevase un disco duro interno o aceptase la conexión de uno usb.

Mirando y mirando las alternativas que hay en el mercado he de reconocer que lo único que cumplía todas mis expectativas eran los reproductores de Kiss (a un precio prohibitivo) o las soluciones media center tipo barebone, el resto de dispositivos carecían de alguna de las características mencionadas.

El barebone tiene como ventaja frente a los reproductores específicos que es fácilmente ampliable, se le puede dar multitud de usos adicionales y, encima, es más barato, como desventaja que requiere más trabajo de puesta en marcha y más conocimiento sobre hardware y software. Así que teniendo los conocimientos necesarios y considerando, en mi caso, ese tiempo de puesta en marcha como tiempo de ocio la balanza se decantó abrumadoramente por la solución barebone.

Hay barebones de todo tipo, prestaciones y precio. Y según las necesidades de cada uno las alternativas pueden ir desde equipos nano-ITX (muy compactos) a micro-ATX (los más versátiles). Finalmente opté por un pc micro-ATX, no era la más estética de las soluciones, ocupa más y hace más ruido pero es la más potente, ampliable y barata.

Hay que reconocer que el boom de los barebones ha llegado de la mano de Microsoft y su Windows Media Center. Producto que no es más que un software multimedia corriendo sobre un Windows XP normal y corriente. Y es que el éxito del Windows Media Center no es más que otro ejemplo de la incapacidad del software libre para llegar al mercado.
 
03 marzo 2006
  Software libre para el hogar
"...existe una demanda de información sobre estos asuntos [software libre] que no esté mediatizada por la necesidad de vender o por convicciones cuasi-religiosas..."

Así anunciaba Borja el inicio de Futurolinux. Afirmación que suscribo y que he decidido utilizar para, como ya os han anticipado, sumarme a este proyecto.

Si bien comparto con él su opinión de que el software libre ha de estar al alcance de todos, a lo largo de mis anotaciones voy a referirme en más de una cuestión a aspectos relativamente técnicos, eso sí, teniendo siempre en mente, a la hora de escribir, a usuarios informáticos sin amplios conocimientos.

Así que si careces de curiosidad por la informática, eres de los que desconocen lo que es una dirección ip o necesitas recurrir a un primo para que te limpie de virus el ordenador, probablemente no encontrarás en mis anotaciones ninguna utilidad.

Esto no quiere decir que, pese al prejuicio existente, sean necesarios amplios conocimientos para sacar partido de linux o el software libre en general. De hecho, una de mis pretensiones es demostrar que lo único necesario para ello es una buena predisposición, curiosidad y unos conocimientos informáticos mínimos. Nada de compilaciones de kernel, peleas con drivers o uso de código fuente.

Para ello voy a comenzar mi andadura en futurolinux con una serie de anotaciones dedicadas a la utilidad del software libre en el ámbito doméstico sirviendome de mi propia experiencia para este propósito.

Y es que una de mis aficiones es la cada vez más frecuente, variada y potente tecnología "para el hogar": Reproductores de divx, grabadores de TDT, reproductores de mp3, redes domésticas, ordenadores portátiles, de sobremesa y de bolsillo, telefónos móviles multifunción, centros multimedia, consolas de videojuegos... Un auténtico maremagnum frente al cual, el software libre, puede proporcionarnos alternativas y soluciones eficientes, cómodas y, como no, económicas.
 
  Ya somos dos
Una buena noticia: ya somos dos los que vamos a escribir en Futuro Linux: se incorpora Nacho Colunga.

Cuando puse en marcha Futuro Linux no pensaba en un blog colectivo. Entre otras cosas, porque ni siquiera tenía claro que esto pudiera interesar a nadie, por lo menos hasta estar algo más maduro.

Pero afortunadamente Nacho es un inconsciente, y está dispuesto a aportar su conocimiento para que este blog pueda ser más interesante, así que no he podido resistirme. Estoy seguro de que sus comentarios serán muy interesantes, y contribuirán a ir creando el espacio de reflexión que necesita el software libre y a todo lo que se mueve en torno a él.

Bienvenido, Nacho.
 
01 marzo 2006
  Software libre para la Administración Pública
Juan Freire se hace eco de una interesantísima entrevista a los responsables de IT del organismo que controla la contaminación atmosférica en California.

Aparte de la obviedad (a estas alturas) de que el software libre funciona, es más fácil de mantener y más barato, es interesante el planteamiento abierto de su actividad. Publican en la web no sólo las regulaciones y los resultados de las mediciones y la actividad investigadora, que ya sería mucho, sino también actas de reuniones, agendas y cualquier información pública y que sea de utilidad para saber cómo se tomó una decisión determinada: quién participó en las reuniones, qué datos se aportaron, que informes se produjeron...

Obviamente, para que esto sea útil en el futuro, es necesario que el formato de las bases de datos y de la documentación no estructurada sea abierto. De esta manera se garantiza que existirá una manera de recuperar esta información y convertirla a cualquier formato que sea habitual dentro de 10, 20 o 100 años.

Ojalá en nuestras administraciones se siguiera esta política de transparencia. Aquí no sólo es que no se entregue la información al ciudadano, sino que muchas veces se le oculta incluso al funcionario de la oficina de al lado. Y eso por no entrar en las guerras entre las administracaiones autonómicas y la central o entre las locales y las autonómicas.

Así es mucho más difícil explicar que el software abierto es la mejor opción para manejar información abierta.
 
Información sobre tendencias en software libre y tecnologías de la información


Archivos
01/2006 - 02/2006 / 02/2006 - 03/2006 / 03/2006 - 04/2006 / 04/2006 - 05/2006 / 05/2006 - 06/2006 / 06/2006 - 07/2006 /


Subscribe in Bloglines
Add to Google



Powered by FeedBlitz


Powered by Blogger

Listed on BlogShares ecoestadistica.com